La Perra Católica

logos PNG-02

Millennials y generación Z buscan el equilibrio de bienestar entre su vida personal y el trabajo

Los llamados millennials y la generación Z están preocupados porque sus ingresos no puedan permitirles generar lo necesario para cubrir sus gastos, situación que ha impulsado los trabajos de medio tiempo, venta de productos o servicios en línea, ocuparse en la entrega de alimentos por aplicaciones y la creación de contenido en redes sociales.

La multinacional Deloitte informa que de cada 10 personas de la generación Z y dos tercios de los millennials piensan que la economía decaerá o se mantendrá congelada en su país en 2024, por tanto, señalan que habrá mayor complicación para conseguir aumentos, nuevos empleos u obtener más flexibilidad en su trabajo. Esta encuesta fue realizada a 22,000 personas de 44 países.

La generación Z y los millennials buscan flexibilidad en cuanto a dónde y cuándo trabajan. Esto es con el objetivo de lograr un equilibrio entre su vida personal y el trabajo. Las responsabilidades económicas y sociales de estas generaciones son los motivos que llevan a reconsiderar su rol laboral.

De quienes han aceptado otro trabajo como una segunda fuente de ingreso el 46% pertenece a la generación Z y el 37% a los millennials. Sin embargo, los que se han inclinado hacia las plataformas digitales han experimentado inconvenientes en la organización de sus finanzas personales. Y no es para menos, este recurso también propicia la compra de productos, lo que se traduce en un gasto hormiga. La encuesta demuestra que el 51% de la generación Z y el 43% de los millennials afirman que el uso de las redes sociales les genera ganas de comprar cosas que no pueden pagar.

Estrés laboral

Una de las cosas que no se puede pasar por alto es el estrés que presentan las últimas generaciones. El documento expone que casi la mitad de la generación Z (46%) y cuatro de cada 10 millennials (39%) dicen sentirse estresados todo o la mayor parte del tiempo, donde las mujeres son las que más inciden en ello. Además de las preocupaciones sobre sus finanzas personales y el bienestar de sus seres queridos, el mal equilibrio entre el trabajo y la vida personal y las pesadas cargas de trabajo contribuyen a sus niveles de estrés.

Otro punto que comentan es que se les resulta difícil desconectarse del trabajo, y esto ocurre por realizar labores fuera de horario de trabajo como responder correos electrónicos, según confirman un 23% de la generación Z y un 30% de los millennials. Estas presiones pueden estar contribuyendo a que se eleve los niveles de agotamiento.

Las responsabilidades de cuidado también son un factor importante, ya que el 34% de la generación Z y el 39% de los millennials tienen compromisos de cuidado tanto para los niños como para los padres o parientes mayores.

 40,511 Visitas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll al inicio